RSS

Nadal y Wawrinka avanzaron a la final de Roland Garros

Son los dos mejores de Roland Garros 2017. Y por eso se merecen estar en la gran final. Rafael Nadal, Nº4 del mundo, con ascenso asegurado en el ranking en puesto a definir, derrotó en tres sets a Dominic Thiem (7º), el único que le había ganado este año al español en canchas lentas. En primer turno, Stan Wawrinka (3º) superó al líder de la ATP, Andy Murray, en cinco parciales y es el otro finalista del Abierto de Francia.

En dos horas y siete minutos, Nadal, el histórico rey de la arcilla, que ganó sus nueve finales en París, avanzó así por décima vez a la definición del Mundial de canchas lentas. Se impuso, con mucha solidez y categoría, por 6-3, 6-4 y 6-0 a Thiem, quien se había desquitado en cuartos de final de Roma ante el de Manacor, de las finales perdidas esta temporada contra el ex-Nº1 mundial en Barcelona y Madrid.

El español dominó a voluntad, lejos de lo que ocurrió el mes pasado en el Foro Itálico. Igual, sorprendió la forma en que superó a Thiem. El ganador concretó seis chances de quiebre sobre la decena que generó, mientras que el austríaco firmó apenas un rompimiento de saque de las ocho posibilidades que tuvo. Eso, al fin de cuentas, fue durísimo para el perdedor, que buscaba pasar por primera ocasión a una final de Major.

En tiros ganadores lideró Nadal por escaso margen (23 a 21) y en errores no forzados, está claro, fue más eficaz el español, ya que su adversario forzó más para intentar derribar su gran estrategia defensiva. En ese rubro cometió 22 el zurdo y 34 el diestro. Así, en su vuelta al podio del ranking ATP, se metió en su décima final en París y la Nº22 en los Grand Slam, superando así al serbio Novak Djokovic.

Como pasó este año en el Abierto de Australia, donde cayó ante el suizo Roger Federer, el español vuelve a estar en el partido definitorio. De esta manera, se adelantó 5-2 en el duelo contra Thiem y se metió en la gran final sin ceder un solo set en sus seis victorias. El domingo, contra Wawrinka, tendrá una lucha especial, por el segundo lugar del listado, para tratar de quedar sólo detrás del líder, el escocés Andy Murray.

Más temprano, Wawrinka puso el primer nombre en la definición del tradicional Mundial de arcilla. El suizo venció al escocés, como revancha de caída del año pasado en semis, por 6-7 (6), 6-3, 5-7, 7-6 (3) y 6-1 en cuatro horas y 34 minutos de un duelo muy atractivo y cambiante, en el que tuvo el mejor pulso y la mayor determinación en el último capítulo.

En el set inicial, el suizo tuvo claras chances, como un set point sirviendo 6-5 en el tiebreak. Pero se le escapó y parecía que el británico tomaría las riendas del encuentro. Por el contrario, Wawrinka se recuperó y se llevó el segundo parcial y tomó ventaja de 3-0 y 4-1 en el tercero, ya suelto, con autoridad, impactando bárbaro con su revés, en especial cruzado. Pero quebró Murray en el décimo juego y el Nº1 logró ese set.

Otra vez desde abajo debió pelear el helvético. Y supo cerrar ajustadamente el cuarto, hasta pasar por arriba a Murray en el decisivo. Inclusive, llegó a sacar 5-0 en el quinto, pero lo cedió, para enseguida conseguir otro quiebre y rematar la tarea. Sus tiros punzantes se reflejan en sus 87 tiros ganadores, frente a apena 36 del escocés. En errores no forzados el ganador tuvo 10 menos (77) que winners y su rival, la misma cantidad que en el ítem anterior.

Así, Wawrinka se instaló por cuarta ocasión en una final de un Major, con el plus de que hasta ahora ganó las tres que disputó. El suizo, campeón de Roland Garros en 2015, quedó 8-10 en el historial contra Murray, que venía de ser finalista de este certamen hace 12 meses. Con datos de ESPN

TwitterFacebookGoogle+
Teleradio America

×
Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com