RSS

Silencio ante cáncer de próstata, que ocasiona 6.000 muertes anuales

MADRID (EFE).- El estigma que rodea al cáncer de próstata, caracterizado por el miedo de los pacientes a perder su virilidad, provoca un gran silencio comunicativo en torno a esta enfermedad responsable de 6.000 decesos anuales en España.

El tratamiento, que causa secuelas muy relacionadas con la impotencia sexual y la incontinencia, y los métodos de prevención, entre los que destaca el tacto rectal, hace que no sean muchos los varones que traten de informarse o hablen abiertamente sobre esta patología.

Así lo ha comentado a Efe la responsable de Atención al Paciente y Relaciones Institucionales del Grupo Español de Pacientes con Cáncer (GEPAC), Natacha Bolaños, en el Día Mundial del Cáncer de Próstata que se celebra hoy.

Según el último estudio de la Sociedad Española de Oncología Médica (SEOM), el cáncer de próstata tiene una probabilidad del 14,5 % de desarrollarse a lo largo de la vida de un hombre español, o lo que es lo mismo, uno de cada siete varones padecerán dicho cáncer.

Destaca su elevada incidencia: se trata del segundo tumor maligno más diagnosticado en España (solo por detrás del colorrectal) y el primero en varones, con más de 30.000 nuevos casos anuales y alrededor de un millón en todo el mundo.

Pese a ello, los hombres no se informan, como demuestra una encuesta del GEPAC, que indica que solo un 55 % de varones son conscientes de la existencia de la enfermedad.

Para Bolaños, esa “característica muy masculina” de no mostrar debilidad hace que, en numerosas ocasiones, se retrase el diagnóstico de la enfermedad, pues esta patología puede ser asintomática durante mucho tiempo.

Así, el 90 % de los casos se diagnostica en fase temprana, cuando todavía se puede intentar un tratamiento curativo, mientras que en el 6 % de los casos el cáncer ya está localmente avanzado y en el 4 % restante ya se ha producido metástasis.

Por ello, la responsable de GEPAC insta a la población masculina a estar “mucho más abierta” a pruebas como el tacto rectal, sobre todo cuando entran en edades avanzadas.

La Asociación Española contra el Cáncer (AECC) aconseja realizar revisiones anuales a partir de los 50 años, siempre que no se tengan antecedentes familiares, en cuyo caso las visitas al urólogo deben repetirse desde los 40.

Sin embargo, según datos de la Asociación Española de Urología (AEU), más del 50 % de los hombres espera más de un año para consultar a un profesional sanitario ante los primeros síntomas y hasta un 60 % no acude al médico para buscar tratamiento.

No solo se tiene temor al tacto rectal; ser diagnosticado y asumir que se tiene la enfermedad puede provocar un “impacto psicológico” en el paciente, principalmente en edades tempranas, asegura Bolaños.

Uno de los tratamientos más comunes cuando el cáncer ya está identificado es la terapia hormonal, que priva de testosterona al enfermo, con lo que eso conlleva para la actividad sexual o en la pérdida de masa muscular y masa ósea, que puede generar osteoporosis.

La baja mortalidad en relación con el elevado número de casos diagnosticados hace que el cáncer de próstata sea el más prevalente entre los españoles, por lo que es importante normalizar la situación para los pacientes.

“Hasta hace veinte años, el reto era conseguir que las personas no murieran por la enfermedad; ahora hay que trabajar con la calidad de vida, hay que poner vida a esos días de supervivencia”, asevera Bolaños.

Por su parte, la Fundación CRIS Contra el Cáncer recuerda en una nota que la forma más agresiva del cáncer de próstata, que supone el 30 % del total de casos, aún no tiene cura, por lo que demanda la necesidad de invertir más dinero para su investigación.

TwitterFacebookGoogle+
Teleradio America

×
Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com